Actualidad

LOS BIOCOMBUSTIBLES ESTÁN SUSTITUYENDO POCO A POCO A LOS COMBUSTIBLES FÓSILES, DADOS SUS SIMILARES VALORES DE PCI Y RENDIMIENTO ENERGÉTICO



CARBONIZACIÓN HIDROTERMAL Y TORREFACCIÓN: SOLUCIONES CON BIOMASA PARA LA PRODUCCIÓN DE BIOCOMBUSTIBLES

La necesidad de implantar de manera urgente alternativas a los combustibles fósiles está llevando a numerosas universidades y empresas a investigar nuevas alternativas y soluciones. Hablamos de la línea de desarrollo que trata de ver, mediante la aplicación de que procesos, es posible obtener combustibles sostenibles de la biomasa con el mismo rendimiento que los combustibles derivados del petróleo.

Son dos los procesos térmicos que van más allá del uso de biomasa para la generación de energía y ambos apuestan por su aplicación para la consecución de combustibles sostenibles. Su objetivo es la mejora de la calidad de los “biocombustibles” para que su rendimiento y poder calorífico sea lo más alto posible.

“PROCESOS CUYO RESULTADO ES IGUAL AL DE UN PROCESO DE MILES DE AÑOS PERO EN SOLO UNAS HORA Y CON MEJOR REDIMIENTO Y EFICIENCIA”

CARBONIZACIÓN HIDROTERMAL

El proceso de carbonización hidrotermal, también conocido como torrefacción húmeda, es un proceso termoquímico de carbonización artificial que permite conseguir biocombustible sólido densificado a partir de una amplia gama de biomasas, mediante la aplicación de altas presiones (20 - 60 bar) y temperaturas moderadas (175ºC - 250ºC). El tipo de biomasa que se puede emplear en un mismo proceso es variado, desde desechos orgánicos hasta maderas con altos índices de humedad, mediante la instalación de secaderos en la planta y calderas industriales de biomasa de alto rendimiento.

TORREFACCIÓN SECA

La torrefacción seca, a diferencia de la húmeda, consiste en calentamiento lento de biomasa, con bajo contenido en humedad, a temperaturas moderadas (200-300ºC) y en un ambiente pobre en oxígeno. Se consigue de esta manera un biocombustible sólido de alto contenido energético.

Al final ambos procesos plantean alternativas para mejorar y ampliar el uso de la biomasa a través de su transformación en “bio-carbón”, un combustible de alta densidad energética, que le permite ser competitivo frente a combustibles como el carbón mineral, siendo a la vez más limpio y sostenible.

COMPROMETIDOS CON LA INNOVACIÓN, EN INNERGY CONTAMOS YA CON VARIAS REFERENCIAS EN AMBOS TIPOS DE PROCESO

Actualmente los proyectos que hay en marcha son plantas piloto que suscitan gran atención. Su éxito significaría una revolución en la vida de todos,  no solo de las industrias, sino también de los particulares, pues progresivamente se irían sustituyendo los combustibles actuales por combustibles BIO.

En INNERGY damos nuestro apoyo a este tipo de procesos con nuestros equipos para la generación y aplicación de calor con biomasa, indicamos a continuación algunos ejemplos:

Carbonización Hidrotermal: Planta de carbonización hidrotermal (HTC) donde a la madera (biomasa residual) se le aplicaría calor, mediante una caldera industrial INNERGY, hasta convertirla en “bio-carbón”, para proporcionarle un alto PCI.

Torrefacción seca: Planta de generación de pellets torrefactados ubicada en Liverpool Reino Unido, que cuenta con una caldera industrial INNERGY para generar calor aprovechando polvo y torgas.

¿Cuáles serán los próximos pasos en la aplicación de la biomasa?

Parece difícil de predecir, pero sí que estamos viviendo un periodo de transición en el que se observa una tendencia a abandonar el uso de los combustibles fósiles en sustitución de los combustibles renovables, como por ejemplo el Biocarbón y los productos de Biorefinería como Bioetanol, Biodiesel y Biobutanol entre otros. De momento tendremos que esperar y seguir contribuyendo para el desarrollo viable y concreto de estos nuevos procesos.

Acepto las condiciones de la política de privacidad

Contacta con nosotros

Contacta con nosotros y en breve te daremos respuesta.

Acepto las condiciones de la política de privacidad

Acepto recibir las últimas novedades sobre Innergy.